Cambiando en el desierto

En los desiertos Dios no solo prueba la fe. Él pone a prueba todo lo que somos para ser mejores cada día, en las pruebas no tenemos nada, pues siempre estamos pidiéndole a Dios que responda a nuestras peticiones, pero nosotros no respondemos  a las que él nos hace a través de su palabra.

Las pruebas se basan en esperar, tener confianza y fe, pero estamos a la expectativa de lo que Dios nos va a dar o de lo que pase a nuestro alrededor y no tomamos en cuenta lo que pasa dentro de nosotros y lo que tenemos que dar.

Los desiertos no son solo para fortalecer nuestra área espiritual, a Dios le interesa todo lo que tiene que ver con nosotros, y en vez de cuestionarlo por lo que  nos está pasando, no nos autoevaluamos y analizamos qué debemos cambiar.

El desierto va más allá de no tener dinero, va más allá de la crisis en la familia, más allá de la enfermedad. Va hasta lo más profundo de nuestro ser, de nuestra alma, de nuestro corazón y hasta los huesos. “Porque será medicina a tu cuerpo y refrigerio para tus huesos” (Proverbios 3:6 RV60)

Buscamos primero el cambio de las circunstancias externas, poniendo nuestra confianza en ellas, creyendo que eso nos va a hacer cambiar para bien lo que llevamos dentro.

El trabajo de Dios en nuestra vida es totalmente contrario, el cambio comienza desde adentro y luego se ve reflejado en el exterior.
Esta es  una de las claves de los desiertos, así como pedimos provisión pidamos revelación de qué es lo que Dios quiere que dejemos en ese desierto, para que al llegar a la tierra prometida no carguemos con basuras.

“No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera sea mi situación. Sé vivir humildemente y sé tener abundancia; en todo y por todo estoy enseñado, así para estar saciado como par tener hambre, así para tener abundancia como para padecer necesidad (Filipenses 4:11-12)

Existen muchas personas que toda su vida ha sido un eterno desierto, nunca han salido de ellos, aun conociendo de Dios, pero el problema está en que no han aprendido o no se han dejado enseñar por Dios. Así cuando estamos en la universidad con una clase difícil no prestamos atención, no estudiamos, no aprendemos, perdemos el semestre y nos toca repetirlo; y ahí nos quedamos hasta que saquemos una calificación satisfactoria, poniendo en práctica lo aprendido, así sea que nos toque a la fuerza, pero si queremos terminar debemos hacerlo.

Pablo había aprendido que su felicidad no dependía de las circunstancias externas, sino que dependía de Dios; había cambiado muchas cosas de su vida para seguir al Maestro, y aprendió de cada circunstancia, sacando provecho de ellas y lo que marcó la diferencia en su vida no fue la cantidad de desiertos que pasó, sino en el hombre ejemplar en el cual se convirtió dando testimonio de ello.

Jessica Terán – Destellos de su gloria

Anuncios

El hombre y la mariposa

Un hombre encontró un capullo de mariposa y se lo llevó a su casa para poder ver a la mariposa cuando saliera del capullo.
Un día una pequeña abertura apareció en el capullo.
El hombre se sentó y observó por varias horas como la mariposa se esforzaba para que su cuerpo pasase a través de aquel pequeño agujero.
Al cabo de un tiempo pareció que ella no lo lograba, que había ido lo más lejos que podía en su intento y que no podía avanzar más.
Entonces, el hombre decidió ayudar a la mariposa.
Tomó unas tijeras y cortó el resto del capullo.
Así la mariposa salió fácilmente, pero su cuerpo estaba atrofiado, era pequeño y tenía las aplastadas.
El hombre continuó observándola porque esperaba que en cualquier momento sus alas se abrirían, se agitarían y serían capaces de soportar el cuerpo y que su vez iría tomando forma.
Nada ocurrió.
En realidad, la mariposa pasó el resto de su vida arrastrándose con un cuerpo deforme y alas atrofiadas.
Ella nunca fue capaz  de volar.
Lo que el hombre, en su gentileza y voluntad de ayudar, no comprendía era que el capullo apretado y el esfuerzo necesario para que la mariposa pasara por la pequeña abertura era el modo por el cual Dios hacía que el flujo del cuerpo llegara a las alas de tal modo que ella estaría pronta para volar una vez que estuviera libre del capullo.
Algunas veces el esfuerzo es justamente lo que precisamos en nuestra vida.
Si Dios nos permitiera pasar a través de nuestra vida sin obstáculos seríamos lisiados, no tendríamos la fuerza que podríamos haber tenido y nunca podríamos volar.

  • Pedí a Dios fuerzas y Dios me dio dificultades para hacerme fuerte
  • Pedí a Dios sabiduría y Dios me dio problemas para resolver. 
  • Pedí coraje y Dios me dio obstáculos que superar 
  • Pedí amor y Dios me dio personas para ayudar 
  • Pedí favores y Dios me dio oportunidades
    No recibí nada de lo que pedí, pero recibí todo lo que necesitaba.
    Griselda Alcántara – YouTube

Me Gusta

He visto
que has venido dejando mensajes
en un atardecer, en un simple paisaje y
He visto
que has pedido ser mi amigo y
yo lo estaba deseando
He visto
que no te sigue mucha gente
que lo que Tú escribes a veces ofende y
He visto
como esperas con paciencia
hasta que se den cuenta que
sólo hay vida donde Tú estás y
la esperanza está en Tu cruz
que en Tu casa sitio es lo que hay
y estar Contigo es lo mejor

CORO

Me gusta
Me gusta como Eres
como amas a la gente
Incondicional
Me gusta
que seas el Dueño de mi amor
Me gusta
Me gusta ser tu amigo
que por mí hayas muerto
y luego hayas vivido
Me gusta
Me gusta
Me gusta
Me gusta Tu amor, Jesús

He visto
que poco a poco me has conquistado
y que mi pasado has eliminado y
He visto
que mi futuro está seguro
Tú lo has administrado
Que es Contigo con quien quiero estar
Mi esperanza eres, Jesús
Que en Tu casa es donde está mi hogar y
Todo lo que Eres, lo que Tú me das…

CORO 

Me gusta
Me gusta como Eres
como amas a la gente
Incondicional
Me gusta
que seas el Dueño de mi amor
Me gusta
Me gusta ser tu amigo
que por mí hayas muerto
y luego hayas vivido
Me gusta
Me gusta
Me gusta
Me gusta tu amor, Jesús
Me gusta tu amor, Jesús

A todo el mundo quiero compartir
que sólo en Ti hay Salvación
A todo el mundo quiero yo decir que
Me gusta
Me gusta tu amor

CORO

Me gusta
Me gusta como Eres
como amas a la gente
Me gusta que seas el Dueño de mi amor
Me gusta
Me gusta ser tu amigo
que por mí hayas muerto
y luego hayas vivido
Me gusta
Me gusta
Me gusta
Me gusta tu amor, Jesús

Kike Pavón – Ganas De Vivir

 

“Me gusta tu amor, Jesús”
“Mi futuro está seguro.
Tú lo has administrado”

@emldg

Vives

Lenas mi corazón
Llenas todo lo que yo soy
Sólo Tú llenas mi vida
Llenas todo mi ser

Vivo para adorarte
Vivo para darte la gloria
Vivo para exaltarte
mi Señor, mi Rey

Vives, reinas
Todo el mundo cantará
Toda lengua confesará que
Tú vives, reinas
Toda rodilla se doblará
y toda lengua confesará que
Tú Eres Rey

Tú Eres Rey

Llenas mi corazón
Llenas todo lo que yo soy
Sólo Tú llenas mi vida
Llenas todo mi ser

Vivo para adorarte
Vivo para darte la gloria
Vivo para exaltarte
mi Señor, mi Rey

Vives, reinas
Todo el mundo cantará
Toda lengua confesará que
Tú vives, reinas
Toda rodilla se doblará
y toda lengua confesará
que Tú Eres Rey

Tú Eres Rey

Fuera de Ti no hay nada
que yo quiera vivir
Fuera de Ti no hay nada
que llene mi corazón
Fuera de Ti no hay nada
que yo quiera vivir
mi Dios, mi Rey

Vives, reinas
Todo el mundo cantará
Toda lengua confesará que
Tú vives, reinas
Toda rodilla se doblará
y toda lengua confesará que
Tú Eres Rey

Tú Eres Rey

 

Josué Del Cid – Mi Dios Es Grande

 

Jesucristo es el Señor
(Filipenses 2:11)

@emldg

Yo sé que no fallarás

Camino Contigo y escucho Tu voz
Pues Tú me enseñas a hacer Tu voluntad
Y aunque yo falle, no me dejarás
Tengo Quien me levante
Tú, Señor, lo harás

Dios, mi vida está en Tus manos
Mi corazón es para Ti
//Yo sé que no fallarás//

Camino Contigo y escucho Tu voz
Pues Tú me enseñas a hacer Tu voluntad
Y aunque yo falle, no me dejarás
Tengo Quien me levante
Tú, Señor, lo harás

Dios, mi vida está en Tus manos
Mi corazón es para Ti
Yo sé que no fallarás

Dios, por siempre estaré en Tus brazos
Todo mi amor es para Ti
Yo sé que no fallarás

//Sólo Tú Eres Fiel
Eres mi Amigo
Sólo Tú Eres Fiel, Señor//

Dios, mi vida está en Tus manos
Mi corazón es para Ti
Yo sé que no fallarás

Dios, mi Dios, por siempre estaré en Tus brazos
Todo mi amor es para Ti
//Yo sé que no fallarás//
(Siempre estarás junto a mí)
Yo sé que no fallarás
(Siempre estarás junto a mí)
Yo sé que no fallarás

 

Josué Del Cid – Mi Dios Es Grande

 

El que confíe en Jesucristo,
no será defraudado (Romanos 9:33)

@emldg

La propuesta de Eykis

Eykis era una especie de gurú. No la clase de gurú ante quien uno se arrodilla en busca de revelaciones. Era todo lo contrario. Era una diosa del sentido común, que le pedía a uno, en un lenguaje simple y objetivo, desprenderse de sus lentes oscuros y ver por sí mismo los errores de su vida.

Su clara lógica y sus observaciones maravillosamente sensatas me hacían contemplarme a mí mismo y a mi mundo con ojos nuevos, con una mirada bien enfocada, sin la miopía de las costumbres y del pensamiento corriente,

Eykis me estaba despertando, a mí, que siempre me había enorgullecido de mi “actitud consciente”
Yo era ahora más consciente de la cantidad de cosas que había dado por sentada, aceptándolas, sencillamente, como la manera de pensar propia de la Tierra.
Estaba empezando a poner en tela de juicio lo que pocos días antes consideraba “natural” Mi mente rebozaba de pensamientos nuevos y de formas de expresar lo que había empezado a aprender de Eykis…

_Has dicho que había otras formas de pensamiento confuso que daban lugar a los terribles errores de pensamiento que padecemos.

_Sí, desde luego. Uno de ellos es que, en lugar de pensamiento ético, hacéis hincapié en el pensamiento-normas, e incitáis a vuestros jóvenes a imitaros.

_¿Ética contra normas? _repetí.

_Sí. Una persona que piensa en las normas es una persona que hace lo que le dicen, sin atender a la situación _dijo ella sin rodeos.

Pero las normas son necesarias _protesté. Sin ellas se derrumbaría la sociedad. Por ejemplo, una norma es detenerse ante un semáforo en rojo. Imagínate lo que pasaría si la gente no lo respetase.

_¿Por qué te detienes tú ante un semáforo en rojo? _preguntó

_Porque si no lo hiciera, contravendría la ley, y además, seguramente, provocaría un accidente.

_¿Quieres decir que si mañana se aprobase una ley nueva según la cual fuese legal pasar los semáforos en rojo, tú los pasarías?

_¿Cómo? _fue cuanto pude decir.

_La verdadera razón por la que te detienes ante la luz roja es que sería inmoral hacer lo contrario.

El arriesgar tu vida o la de los otros es inmoral _dijo…

_El pensamiento orientado hacia las normas sitúa la responsabilidad de la conducta más en la norma que en el individuo.

Cuando se atribuye a las normas, leyes y reglas la causalidad del pensamiento humano, la moral debe pasar a segundo término.
Cuando la gente basa su conducta en lo que los demás le dicen que es correcto, el pensamiento ético es casi imposible, y otra vez queda asfixiada la posibilidad de satisfacción y de felicidad.

_¿De qué modo?

_¡Aquí en la Tierra, tenéis hasta “horas felices”! Eso significa, supongo, que hay otras horas que no pueden ser felices. Necesitáis una regla que os diga cuándo podéis ser felices, y una cierta cantidad de bebida barata para aseguraros de ello.

Vuelvo a repetir que la felicidad es un fenómeno interior, y que las normas son fenómenos exteriores.

La ética, en cambio, es un conjunto de normas interiores que nunca permiten a una persona comportarse de un modo dañino para los demás. 

_¿De modo que el enseñar a las personas el pensamiento ético les acostumbraría a pensar por sí mismas?

_Sí, siempre y cuando ese pensamiento se basara en la verdadera ética.
Quedaría eliminada la necesidad de tantas normas para casi todos los momentos de vuestra vida.

¿Cómo puede alguien aprender a tomar decisiones por sí mismo, si todas las decisiones están ya tomadas por las normas y las reglas en las que tanto os apoyáis? _preguntó.

Yo hice lo que hacía siempre cuando no podía darle una respuesta sensata: respondí a su pregunta con otra pregunta.

_Con esto van dos. La calidad en lugar de la apariencia, y la ética en lugar de las normas. ¿Algo más?

_Sí, amigo mío. He observado que la mayoría de los terrícolas sustituyen en su pensamiento la integridad personal o autoridad por el dominio.

_¿En qué se diferencian el pensamiento de dominio y el pensamiento de autoridad? _pregunté.

_Muy sencillo. El pensamiento de dominio significa querer oprimir o sojuzgar a los demás. Buena parte del pensamiento que he observado entre vosotros se encamina al sometimiento de los demás, ya se trate de una nación que busca someter a otra, de padres que quieren someter a sus hijos, o de cónyuges que quieren someterse el uno al otro. Existe casi una obsesión universal por sojuzgar y dominar.

Cuando el pensamiento se encamina a ver hasta qué punto puede uno dominar a los demás, no puede centrarse en la felicidad personal y en la autonomía.

Como ya hemos establecido que la felicidad es un hecho interior, resulta que el pensamiento exterior o pensamiento de dominio lleva, en último término, a una conclusión errónea:

“Si consigo que la gente que me rodea sea como yo quiero, incluso como soy yo, seré poderoso y, por tanto, feliz”

_Así, pues, ¿en qué consiste el pensamiento “de autoridad” o de “integridad”, como tú lo defines?

_Pues es todo lo contrario _declaró ella- Es un proceso interior y no exterior.
Una persona dedicada a incrementar su autoridad sobre sí misma, a hacerse más dueña de sus actos, a la capacidad de compartir ese dominio con otros, no busca dominar a nadie.
Una persona así utiliza sus procesos mentales sólo para ser, y para permitir que sean también los que la rodean. No se entromete en la vida de nadie.
Pretende sólo aprender de los demás, y arbitrarlos o manipularlos.

Ese es el pensamiento de integridad, y la persona que lo practica no necesita buscar la autoridad dominando a los demás.

Quienes buscan la autoridad mediante el dominio demuestran carecer de la cualidad cuya posesión se empeñan en demostrar.

_Pero, ¿y nuestros enemigos, aquellos que quisieran dominarnos a nosotros? ¿No debemos mostrarles que nos negamos a ello? _pregunté.

_Otra vez es tu pensamiento de dominio el que te lleva a preguntar eso. Yo pienso globalmente. No pienso de ti como opuesto a “ellos”.
Todo el mundo debe ser educado para orientar sus pensamientos hacia la integridad personal, y para acabar definitivamente un día con el concepto de enemigo.
Mientras penséis en términos de nosotros/ellos, podréis cargar al enemigo la culpa de vuestros pensamientos de dominio.

La mayoría de los terrícolas mostráis un “pensamiento orientado al logro”, como opuesto al “pensamiento orientado al conocimiento”.
En consecuencia, muchos terrícolas viven en el error y acaban neuróticos e insatisfechos.

El terrícola no acepta el tipo de pensamiento que busca el conocer por el simple interés de conocer.
No le encuentra mucho sentido al conocimiento que no sirve para conseguir cosas. Por eso se da el supremo absurdo de estudiantes que compran notas sin preocuparse de adquirir ningún conocimiento de la asignatura en cuestión.
Ese pensamiento encaminado a la obtención de cosas es otro camino que no lleva a ninguna parte.

¿Por qué? _la interrumpí, sólo para patentizar que seguía su razonamiento.

_Porque los logros son algo exterior, y la felicidad es algo interior.
Una buena nota y la comprensión de un poema son dos cosas que no guardan relación alguna, a pesar de ello, la mayor parte de la gente estudia poesía por la nota que va a conseguir.
La utilidad de la comprensión de un poema no puede ser expresada en términos de logro, aunque esa lógica escapa a la mayoría de los terrícolas.

Según el “pensamiento conocimiento”, cualquier cosa que se aprende puede beneficiar al sujeto y enriquecer su vida.

Según el “pensamiento-logro”, la persona debe poder medir, pesar o aplicar lo que estudia, y ello se manifestará más adelante, cuando recoja los frutos de su estudio o actividad. Pero si más adelante eso no llega _y en Tierra no llega nunca, porque vosotros sólo tenéis el AHORA_, resulta que vuestro pensamiento-logro no ha servido para nada.

Con el pensamiento-conocimiento, es decir el pensamiento por la pura alegría del conocimiento y todo lo que éste ofrece, la persona nunca puede ser infeliz ni sentirse desengañada, porque las recompensas interiores que obtiene son el mismo pensamiento, el sentimiento y la conducta en sí mismos. 

 

De libro: Los regalos de Eykis. Wayne Dyer.
Autor de Tus Zonas erróneas.

 

@emldg

Contigo

Sé que Tú estás ahí
como el sol en mi ventana
Dios, estás ahí
No me dejas ir
Aunque fuerte la tormenta
cuidarás de mí

No temeré porque sé
que a mi lado Tú vas
No me dejas
No me fallas

Ahora comprendo que
si Tú no estás
se me agotan mis fuerzas
Sin ti, Dios, no puedo más

De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo
De qué me valen mis pasos
si no caminas conmigo

Quiero quedarme a Tu lado
Tu amor es lo que te pido
De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo

De qué me sirve caminar por mundo
si no tengo rumbo, si no tengo Tu favor
De qué me sirve navegar por las olas
si no tengo mapa, si no me guía Tu amor
De qué me sirve una brisa en el día
si no hay alegría, si no siento Tu calor

Convencido estoy
Te necesito, Dios
Eres mi todo y hoy…

No temeré porque sé
que a mi lado Tú vas
No me dejas
No me fallas

Ahora comprendo que
si Tú no estás
se me agotan mis fuerzas
Sin ti, Dios, no puedo más

De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo
De qué me valen mis pasos
si no caminas conmigo

Quiero quedarme a Tu lado
Tu amor es lo que te pido
De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo

Quiero vivir al Tu lado
que nada me separe
Enamorarme de ti, mi Dios
y llenarme de Tu poder
Vivir cada día llenado de Tu alegría,
de Tu presencia en mi vida
Que Tu fuego ilumine mi ser
Cubre cada espacio, satúrame,
se mi Guía
Llévame hacia la salida
Muéstrame el camino para yo ser
De qué me sirve estar si Tu querer

Sé que Tú estás ahí
como el sol en mi ventana
Dios, estás ahí
No me dejas ir
Aunque fuerte la tormenta
cuidarás de mí
Tú cuidarás de mí

De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo
De qué me valen mis pasos
si no caminas conmigo

Quiero quedarme a Tu lado
Tu amor es lo que te pido
De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo

Porque sé que a mi lado Tú vas
No me dejas
No me fallas
Porque si Tú no estás
se me agotan mis fuerzas

De qué me sirve la vida
si no la vivo Contigo

Musiko – Anexos

@emldg

Anteriores Entradas antiguas