“Sólo”

“Sólo” (Deuteronomio 32:12)

Caminaba por una colina bastante pendiente y alentado por una conversación muy agradable. Al ascender, creía que todo el camino sería fácil y agradable hasta llegar a lo alto. Pero de repente apareció una senda estrecha y ventosa, y entonces el Maestro me dijo:
“Hijo mío, por aquí puedes caminar sin peligro sólo Conmigo”

Me estremecí, pero la confianza más profunda de mi corazón replicó:
“Así sea, Señor”

El tomó en la Suya mi mano débil, aceptando de esta manera mi voluntad para darle todo, y encontrar todo en El.
Después de unos momentos de angustia no vi a ningún amigo, excepto sólo a Jesús. Pero me condujo con tal ternura, me consoló con tales palabras y susurró en mis oídos tales secretos de su grandioso amor, que inmediatamente le conté todas mis aflicciones y temores y me incliné confiadamente sobre sus vigorosos brazos. Entonces mis pisadas se vivificaron y una luz inefable iluminó aquel camino escabroso, pero con tal claridad, que sólo puede verse cuando se camina en íntima compañía con Dios.

Dentro de poco volveremos a encontrarnos el amado y el perdido, y nos saludaremos con una alegría tan grandiosa, como jamás aquí podemos conocer. Recordaremos la canción feliz, el abrazo celestial y todos los buenos recuerdos de la vida peregrina.
Creo que los recuerdos sagrados y queridos que tendremos siempre serán superiores los unos a los otros, y muy frecuentemente seremos movidos a hablar con gratitud y cariño de aquel día difícil, en que Jesús nos mandó a ascender por alguna pendiente estrecha, apoyados en El sólo.

“La colina elevada, sólo existe junto al valle profundo.
No existe parto, sin dolor” Dan Crawford

“No se turbe vuestro corazón: Creéis en Dios, creed también en mí.
En la casa de mi Padre muchas moradas hay, de otra manera os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros.
Y si me fuera, y os preparare lugar, vendré otra vez y os tomaré a mí mismo: para que donde yo estoy, vosotros también estéis” (Juan 14:1-3)

Manantiales en el Desierto. Agosto 18. Editorial Mundo Hispano. 1979.

 

@emldg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: